Vestir bien con poco dinero. 10 claves

Posted on

Si eres de las que piensa que para vestir bien es necesario gastar una fortuna y tener prendas carísimas, ¡nada más lejos de la realidad! Es importante aprender a comprar y hacer compras inteligentes, pero se puede vestir bien con poco dinero si tienes en cuenta los 10 trucos de este post.

¿Cuántas veces has comprado algo de una marca conocida pensando que sería de buena calidad y te has equivocado?

No siempre pagar más por una prenda nos asegura una calidad superior, porque la marca también se paga nos guste o no, así que te recomiendo que mires composición, acabados y así descubrirás la verdadera calidad de la prenda, independientemente de su marca.

Vestir bien barato

¿Se puede vestir bien con poca ropa?

Vivimos en un mundo en el que es muy fácil ver en redes sociales las nuevas tendencias, revistas o influencers que te enseñan prendas nuevas cada día.

Es normal acabar frustrada y pensar que no tienes tanta ropa y no puedes vestir bien, pero por suerte para la mayoría de las mortales que no tenemos un vestidor infinito, ¡se puede vestir bien con poco dinero!

  • Aprende a usar las prendas que ya tienes en el armario.
  • ¡Sé creativa! Seguro que puedes hacer diferentes combinaciones con prendas que ya tienes para que parezcan diferentes.
  • Mira qué prendas faltan en tu armario.
  • Piensa dos veces antes de comprar cómo lo vas a combinar y si en realidad te hace falta.
  • No compres por moda, ¡compra con criterio!

10 claves para vestir bien con poco dinero

Prendas atemporales

La clave para gastar poco dinero es tener prendas que no pasen de moda y podamos usar durante bastantes temporadas, de esta manera estarán bien amortizadas.

Para esto es preferible tener en cuenta varios puntos:

  • Es mejor comprar colores sólidos que estampados, no se pasan tan fácilmente de moda y es más sencillo combinarlos.
  • Busca cortes sencillos de los que no te canses y se vean atemporales.
  • Ten en cuenta tu tipo de cuerpo para elegir aquellas prendas que más te favorezcan.
  • Aprovecha las ventajas de vestir con colores neutros y seguro que poco a poco vas construyendo un fantástico fondo de armario.

Prendas versátiles: informal y arreglado

Actualmente las prendas no tienen que quedar relegadas a utilizarlas en una ocasión concreta. Por ejemplo, podemos usar una falda lápiz para ir al trabajo con un look más formal, para una cena con amigos con un look sofisticado y para un paseo informal con deportivas y cazadora vaquera.

De esta forma, aprovecharemos mucho más nuestra ropa y además necesitaremos menos cantidad de prendas, lo que nos ayudará en nuestra misión de vestir bien con poco dinero.

Cuando compres una prenda, piensa al menos 3 ocasiones diferentes en las que la podrás utilizar y así sabrás si es una buena compra. Esto por supuesto no incluye algunas prendas o accesorios de fiesta.

Vestir bien sin gastar

Cuidar la ropa

¡Este tip es fundamental! De nada nos sirve comprar prendas de buena calidad y buscar cortes atemporales si no vamos a tener en cuenta el tipo de tejido que es y sus necesidades de lavado/planchado.

Además de ser cuidadoso a la hora de ponernos la ropa y saber para qué ocasión nos la vamos a poner, es fundamental que tengamos en cuenta si una prenda se puede o no meter a la secadora, si necesita ser lavada a mano porque es más delicada…

Si queremos vestir bien con poco dinero, no podemos permitirnos estropear nuestra ropa por no leer bien las etiquetas, un error más común de lo que pensamos.

  • Lee las etiquetas de las prendas para saber el tipo de lavado que necesita.
  • Mete en la lavadora prendas de colores similares para que no destiñan.
  • Cuida la forma en que la guardas en el armario, ya sea colgada o doblada.
  • No laves toda la ropa si no lo necesita, puesto que esto acorta su vida útil.

Saber en qué prendas invertir y en cuáles no

Si te encanta una prenda en un color fluor o con un estampado llamativo que está en tendencia, y sabes que la usarás ¡adelante, cómprala!

Pero este tipo de prendas pasarán de moda rápidamente, por lo que aunque durante una o dos temporadas la utilices, no tienes necesidad de invertir más dinero en ellas.

En cambio, en las prendas atemporales, básicas y sencillas, que sabes que no pasan de moda fácilmente y a las que podrás sacarle mucho partido durante años y años, merece la pena que lo pienses dos veces antes de comprar algo barato y de mala calidad que se estropee rápido.

No te pierdas el post en el que os contaba las 7 prendas en las que merece la pena invertir.

Colores neutros fondo de armario

Los accesorios son la clave

Cuando tenemos un buen fondo de armario con prendas generalmente en colores sólidos y neutros, nos puede dar la sensación que vamos siempre parecidas, así que si quieres darle un toque actual y personal a tus looks ¡los complementos son la clave!

Ya os contaba en el post sobre cómo llevar las tendencias en nuestro día a día, que una forma de vernos a la moda y sin gastar una fortuna son los accesorios.

En cuanto a los zapatos, es importante tener en cuenta que sean de buena calidad por el bien de nuestros pies si no queremos sufrir más de la cuenta, así que si buscas algo económico puedes optar por pañuelos, diademas, bolsos, collares, cinturones…

Ropa que no vas a usar, dinero tirado

Hay veces que nos cegamos en comprar una prenda porque la vemos más barata y pensamos únicamente en el «ahora» sin querer invertir un poco más de dinero en buenos materiales y acabados para que nos valga más tiempo.

Os pongo un ejemplo muy fácil, suele suceder mucho con los jerséis o prendas de punto.

Necesitas un jersey negro, sabes que lo usarás un montón pero no quieres gastarte mucho dinero y compras uno económico para salir del paso. Casi seguro que ese jersey en la siguiente temporada esté lleno de bolitas y desgastado porque no son materiales de buena calidad, te tocará comprar otro, y así temporada tras temporada…

Al final sale más económico gastar un poco más de dinero en algunas prendas una única vez que renovar la misma prenda año tras año.

Otro ejemplo de dinero malgastado es cuando vemos una prenda en alguna tienda o alguna persona y nos gusta en ella, pero al verla puesta en nosotras no nos gusta o no es nuestro estilo, intentamos darle una oportunidad pero al final no la aprovechamos y se queda en el fondo del armario, a veces incluso con la etiqueta puesta.

Comprar prendas de segunda mano

Muchas veces nos olvidamos que podemos darle una segunda vida a las prendas. Además de ser algo muy positivo para el medioambiente, también es positivo para nuestra economía ya que podemos ahorrarnos algo de dinero.

Hay prendas nuevas o en muy buen estado que se venden en páginas de segunda mano.

Al igual que sirve para comprar, podemos ganar un dinero vendiendo prendas en buen estado que ya no son de nuestro estilo, de nuestra talla…

Aprovecha las rebajas

Las rebajas es una buena época para comprar prendas de buena calidad a un mejor precio. Aprovecha las rebajas de verano para comprar prendas de invierno a los mejores precios y viceversa , al igual que el Black Friday o las segundas rebajas en las que los descuentos son muy considerables.

Seguro que puedes encontrar básicos de muy buena calidad a precios mucho más competitivos y cuando llegue el momento de ponértelos, agradecerás haberlos comprado.

Ropa para ocasiones especiales

La ropa que vamos a usar en eventos especiales como bodas, bautizos o fechas especiales como Navidad, suelen ser prendas caras y que apenas les damos uso. Te propongo tres opciones para que puedas vestir bien con poco dinero:

  • Alquilar: cada vez hay más empresas de alquiler de ropa para eventos, en las que puedes alquilar el look completo por poco dinero.
  • Básicos + complementos: en este tipo de ocasiones solemos buscar un look diferente cada vez, algo insostenible para cualquier bolsillo jajaja. Una muy buena idea es optar por un vestido o traje básico en colores sólidos al que puedes cambiar los complementos para que parezca un look nuevo. El peinado en estos casos también influye mucho.
  • Marcas low cost: hay muchas firmas de tiendas low cost en las que puedes comprar un vestido sencillo que puedes utilizar para una ocasión especial con los complementos adecuados. Ten en cuenta el grado de cercanía con los protagonistas del evento y recuerda ¡menos es más!

¡Ojo con la ropa interior!

Aunque no se vea, es clave tenerla en cuenta para que nuestro look final se vea bonito. Si se llama interior es porque no debe verse, así que a menos que el look lo requiera y nos decantemos por un bralette acorde a nuestro look, es preferible que no se vea ¡ni se intuya!

No hace falta gastar una fortuna para que la ropa interior nos quede bien, pero es importante conocer nuestra talla de sujetador para que nos apriete y nos haga un pecho bonito, y que no se transparente, por lo que tener ropa interior en color visón y sin costuras es un imprescindible.

No olvides seguirme en mis redes sociales para conocer más tips de moda y estilo:

Instagram – PinterestTikTok

5 Comments

  1. Maribel García Acosta says:

    Me encantan siempre todos tus consejos. Aprendo un montón sobre los básicos y cómo utilizar las prendas. Pienso que con los básicos de calidad y prendas de más uso se puede hacer un buen fondo de armario. Un saludo!

  2. Veronica Cervera says:

    Yo he pasado la prueba y sigo todos tus consejos para vestir bien gastando poco. La verdad que lo que más me ha funcionado es comprar prendas de calidad en rebajas y que sean color entero.

  3. Yasmari Bello says:

    Solo evito comprar ropa de segunda mano pero estoy super de acuerdo con todo lo demás♥ Trato de vestir bien haciendo compras sobre todo inteligentes. Gracias por los consejos!

  4. Adriana Iturralde says:

    Me encantan estos típs. Cuántos errores he cometido al comprar ropa. Me has salvado la vida.

  5. Enriqueta E Lemoine says:

    De lo que aconsejas, lo único que no hago es comprar ropa usada. Pero coincido contigo: i compramos ropa de calidad, cláscica y en tonos neutros, tendremos un vestuario más duradero y gastaremos menos. Me encanta leerte, Mar`ía.

Leave a comment

Your email address will not be published.